viernes, 26 de marzo de 2010

LA SIP

La SIP
Nuevamente la Sociedad Interamericana de Prensa se ha reunido, para someter un informe. Un informe relacionado a la libertad de prensa en nuestro país. En Venezuela, donde los grandes medios de comunicación privado, gritan a viva vos la falta de libertad que existe en nuestro país, según ellos.
Para los grandes dueños de los medios de comunicación de América, ya es costumbre tocar el tema Venezuela y nunca se puede dejar por fuera y dejarse de hablar de la dictadura que según ellos hay en nuestro país. Dictadura que cercena las libertades y viola los derechos humanos de los trabajadores de los medios: escritos, televisivos y radiofónicos que supuestamente hay en nuestro país.
La SIP, hasta la fecha de hoy no ha elaborado un informe para hablar de la violación de derechos humanos que los medios privados cometen contra los usuarios de esos medios, de sus medios. Ellos serian incapaces de hacer un informe contra ellos mismos. Como podría ser esto, como hablar de los derechos que ellos violan a sus trabajadores.
La información que estos medios transmiten es sola las que ellos quieren que se transmita, la que les sean favorables, un medio como globovision, no se va a criticar, a si mismo cuando llama a un golpe de estado o aun magnicidio, como explicarlo. Como explicar que son la punta de lanza de la desestabilización y el principal enemigo de la revolución.
El club de la SIP, vela por los intereses de sus socios, de los dueños y de aquellos que ostentan el poder, ellos se creen poder. Ellos juzgan, compran y condenan a las personas que son opuestas a sus intereses. Pertenecientes o miembros en épocas pasadas a nominas de gobiernos. En algunos casos de un gabinete dictatorial y así vienen a criticar, donde esta la moral de estos ciudadanos.
El reducido club, cada ves va siendo mas pequeño, mas elitesco, con meno sensibilidad, efectuando la sensibilidad de su bolsillo y sus intereses, la información ya no es una ética, un trabajo de vocación, se ha convertido desde hace mucho tiempo atrás la comunicación en un negocio lucrativo que va de la mano de la publicidad y la molde habilidad de los seres a la semejanza de los intereses de las grandes transnacionales.
La única y autentica, verdadera y real verdad es la que estos medios de incomunicación nos brindan y sirven todos los días, como desorientadores continuos a la moral y a lo que debería ser el ser humano. Ya hace mucho perdieron la moral, la ética, anteponen sus intereses por encima del conglomerado y de los intereses de la patria. Celebran con bombos y platinos cuando una mala noticia que perjudica a un contrario y les beneficia a ellos se da. No importa que sea negativa para el país, lo que interesa es que la pueden utilizar contra el gobierno.
Que pasa con noticiero digital; tansmitiento falsa información, como lo hizo el periódico, si es que se le puede decir periódico; “El Venezolano” en Miami, que decía que dos venezolanos habían sido asesinado por el G2 Cubano. “El Nuevo País” su principal articulista es prófuga de la justicia, viéndose involucrada a grupos para-militares. Donde esta el CNP y esa SIP, ante los abusos cometidos contra los medios alternativos y revolucionarios.
Sres., de la SIP, que pasó con el caso de Honduras, bien gracias. Aquí no ha pasado nada, fue una pesadilla, que no hay que recordar, todo esta bien. Sigas adelante que nadie recuerda nada, somos SIP, dirán ellos.
Que pasa en los casos de Colombia, México, Perú, Chile. Por que no van y levantan un informe a los Estados Unidos. Este informe no da para nada. No ofende, no daña, no hace mella, no desprestigia. Aunque lo trata de hacer y es un llamado de atención para estar alerta por una serie de hechos y acciones que se preparan contra nuestro pueblo. Y no ofende, no daña, no hace mella, no desprestigia, por que quien lo emite. Hace mucho o mejor dicho nunca tuvo conciencia, moral y mucho menos ética.
Que la SIP agarre sus cachivaches, conjuntamente con los dueños de medios de comunicación de Venezuela y se vallan pal carajo.
Luis Alberto Nieto